Europa a verlas caer

0

Hace justo un año, la serie de televisión Occupied, esa que juega a qué pasaría si Rusia invadiera Noruega, estuvo a punto de provocar un conflicto diplomático real cuando el Embajador de Rusia en Oslo cayó en la cuenta de que esta historia de inminente estreno en el país escandinavo no dejaba demasiado bien a sus compatriotas. El buen señor vino a decir que menuda panda de ingratos, que si no fuera por el ejército soviético allí estarían todos hablando alemán. Y la productora le despachó con un burlón “ay, pero si es ficción, tonto, no te lo tomes tan a pecho”, aunque sabía perfectamente que buen rollo los dos países no tienen. Cuando no se están pegando por un trozo del océano Ártico lo hacen por las minas que contaminan la frontera.

BOTÓN ESPAÑOL

 

Leave A Reply